Cuando en enero de 2008 se discutía la viabilidad de la fusión entre Falabella y D&S, el fiscal nacional económico, Enrique Vergara, manifestó sus reparos a tal unión, porque desaparecería el tercer actor de la industria -Tottus- que podría hacer peso a los dos supermercados dominantes: Lider y Cencosud.

Pero por esos meses un nuevo actor, de manera silenciosa, irrumpía en el rubro, echando por tierra los temores de la Fiscalía y, de paso, se transformaría en ejemplo casi obligado en las cátedras empresariales en las aulas chilenas: Alvaro Saieh.



Aprovechando la complicada situación financiera por la que atravesaba  Unimarc y la deuda que mantenía su controlador, Francisco Javier Errázuriz con el State Street Bank, Saieh en menos de un mes se hizo del 100% de esta cadena.

Unimarc sería el punto de partida; la forma de abordar su aterrizaje en el retail, sector al cual por años estuvo analizando, esperando la oportunidad adecuada. De hecho, hace 14 años el empresario ya había intentado comprar Unimarc, pero el precio no era del todo conveniente. Y esperó.

Desde noviembre de 2007 a la fecha, el empresario y quien se había ligado hasta ese entonces sólo al rubro financiero, ha levantado un verdadero imperio en el retail, diversificado en casi todas las áreas, y cuyo fin último es ser un apoyo para su negocio principal: Corp Group.

Un imperio que le ha costado unos US$ 900 millones, los cuales no han salido directamente de su bolsillo, ya que a la fecha el economista y dueño también de Copesa, ha reunido diversos inversionistas. "El ve la oportunidad, y luego reúne a los socios", comenta un ejecutivo cercano a Saieh.



Las decisiones

se toman hoy

Si hay algo que está molestando a Alvaro Saieh por estos días es la lentitud que está tomando su abordaje a Ripley.

Luego de haber pagado casi
US$ 200 millones por el 20% de la multitienda de los Calderón, el dueño de Unimarc esperaba ingresar ayer a la propiedad de la tienda, gracias a sus dos directores.

Según cercanos al empresario, él quiere conocer en detalle cómo están los libros de la empresa, y trazar un plan de negocios para una compañía que por años ha estado alejada de las recomendaciones de compra de las corredoras de bolsa. Sin lugar a dudas, al mercado no le "fascina" Ripley.

Pero problemas familiares entre ambas ramas controladoras no sólo han truncado este propósito, sino que, a la vez, han puesto a Saieh como foco de un conflicto que -como ha comentado en su círculo cercano- él no ha provocado.

Pero independiente de los problemas que le ha traído Ripley, operación que de no resultar exitosa podría darle dividendos por US$ 180 millones si vende su 20% en bolsa, el empresario se ha caracterizado en sus más de 33 compras que ha realizado a la fecha en el retail, en dos años, por hacerlo todo en tiempo récord.

"A nosotros nos contactó Juan Rendic y nos invitó a Santiago. Al otro día estábamos sentados en las oficinas de Corp Group en Las Condes negociando con Saieh. Estuvimos todo el día y, en la noche, ya habíamos vendido nuestra cadena", recuerda Patricio Dawson, cercano al clan Korlaet, que vendió su empresa nortina a inicios de 2008.



Los planes en el retail

Pese a que con Ripley ha hecho un buen negocio, y podría hacer una "pasada" si decide rematar en bolsa el 20% que detenta, cercanos a Saieh descartan que haya sido el propósito del empresario.

Dentro de los planes que tendría para la multitienda está el lograr importantes sinergias con su cadena de supermercados, que ya se acerca al 20% de participación de mercado.

Los ahorros, que vendrían de la mano de unificar sistemas de logística y de, eventualmente, poder ir consolidando operaciones, también contemplan hacer de Ripley y SMU (que ya suma 28 cadenas de supermercados, sumando su 40% en Montserrat) un gran referente del retail integrado.

De paso, ser una gran fuente de ingresos para las áreas inmobiliarias de Corp Group, que ya ha comprado tres centros comerciales de Ripley (en unos US$ 122 millones), y de la división financiera, apoyada por Corpbanca.

De hecho, hace dos meses se han visto las primeras luces del potencial de esto último: para apoyar el área crediticia del banco, Saieh creó una sociedad de apoyo de giro, cuyo fin es administrar la cartera de Unimarc. El banco tendrá el 51% de la sociedad y el supermercado el 49%.



La fuente de los recursos y la apertura en Bolsa

¿Cómo ha levantado US$ 900 millones en poco tiempo?

La mayoría de los recursos, como han explicado en sus empresas, provienen de la venta de Corpbanca en Venezuela en 2006, más remanentes de Provida y del Banco Osorno.

Sólo en el negocio hotelero, con la compra del Hyatt y del Four Seasons en Buenos Aires , el empresario ha actuado de manera solitaria, pero en el resto de las compras, lo ha hecho con socios. Pero siempre teniendo Saieh más del 51% de las sociedades.

Y hasta ahora la fórmula, ya sea creando fondos o actuando con socios, como el caso de SMU donde también están Juan Rendic y Enrique Bravo, o utilizando las filiales de Corp Group, donde hay otros inversionistas, le ha dado resultado.

Pero, como comenta un ejecutivo del holding, el dinero no es eterno.

Para ello, y atendiendo las necesidades de capital que tiene este nuevo actor del retail, que ya proyecta ventas por US$ 2.300 para el cierre de 2010 sólo en el área supermercadista, se evalúa al interior de la empresa acelerar la apertura en Bolsa.

Programada inicialmente para el 12 de diciembre de 2011, el empresario estaría abriendo antes de esa fecha la rama supermercadista, debido a la necesidad proyectada de capital fresco, para hacer de SMU un actor de mayor peso en la industria, desafiando a los dos líderes actuales: Cencosud y D&S.

 

Emilio Maldonado Quevedo

FUENTE

http://www.df.cl/portal2/content/df/ediciones/20091224/cont_128802.html

Enero 2020
Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
 << <   > >>
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    

Feeds XML

Buscar

Blog especial

Terremoto en Chile
Terremoto