Wide Blog Theme

27.08.05

Le rayan la cancha a Ministerio sobre sistemas de salud indígena

Categorías: Salud

En pleno encuentro realizado en Santiago representantes de organizaciones de Pueblos originarios emplazaron a Ministerio de salud a asumir exigencias relativas al ejercicio de los derechos indígenas. Conformación de comisión Ministerial causó polémica y es desconocida por dirigentes.

www.mapuexpress.net
27 de agosto, 2005

En el encuentro desarrollado en Santiago durante los días 25 y 26 de agosto que trató sobre el reconocimiento, legitimación, validación y respeto de los sistemas de salud indígena, representantes de diversas organizaciones de Pueblos originarios ahí presente, principalmente Mapuche, establecieron una declaración pública donde literalmente “Le rayan la cancha al Ministerio de Salud”, enrostrando a la vez las contradicciones del gobierno y el estado chileno, ya que por un lado, según señalaron, pretende asumir artificialmente reconocimientos en temas de salud como medida política y por otro, niega sistemáticamente los derechos individuales y colectivos.
Entre los puntos que establecen los representantes indígenas ante el Ministerio de Salud, está por ejemplo el de de no reconocer una comisión ministerial formada para el denominado “reconocimiento de los sistemas de salud”, esto debido, según dijeron, porque no se consideró en sus definiciones y lineamientos a representantes de los pueblos originarios, ,agregando que la comisión formada por el Ministerio de salud no tiene la legitimidad ni transparencia para llevar acabo el trabajo del reconocimiento de los sistemas salud de los pueblos originarios.

Por otro lado, exigen, que antes de referirse a “reconocimientos”, el Estado chileno debe despenalizar la práctica de la medicina indígena y a sus agentes. Para este fin, los representantes indígenas en esta instancia, proponen que el Ministerio de Salud asuma un trabajo en función de la modificación del Código Sanitario y la despenalización de sus prácticas medicinales.
Asimismo, denuncian que el gobierno chileno está dispuesto a vender sus recursos genéticos y propiedad intelectual a las transnacionales debido a un proyecto de ley que el ejecutivo está promoviendo.

Proponen que el Ministerio de Salud y en especial la Unidad de Salud y Pueblos Indígenas presente una moción de queja ante CONAMA y que exija como estrategia aquellas acciones derivadas de la implementación del artículo 8J del Convenio de Biodiversidad. “Cúmplase”, entre otros puntos de importancia que señalan en su declaración pública..
A continuación se extiende la declaración.

DECLARACION PÚBLICA
Los representantes de los Pueblos Originarios, abajo firmante declaramos que nuestros pueblos tienen derechos inalienables. Somos hombre y mujeres representantes, dirigentes, líderes, autoridades originarias, que luchamos por el respeto de nuestros derechos como pueblos y que bajo éste principio nos manifestamos en este encuentro del MINISTERIO DE SALUD que trata respecto del “reconocimiento, legitimación, validación y respeto de los sistemas de salud indígena", en el cual consideramos que DEBE ESTAR PRESENTE NUESTRA VOZ COMO PUEBLOS ORIGINARIOS. Como sus representantes hemos desarrollado procesos de debates y reflexión en innumerables oportunidades, en distintos territorios, regiones y comunidades acerca de las implicancias de la política indigenista del gobierno chileno, y queremos manifestarnos sobre los efectos que tendrá este reconocimiento de nuestro sistema de salud, sin ser reconocidos constitucionalmente como Pueblos y sin ratificación del convenio 169 de la OIT. Ante esto manifestamos:

1. EL ESTADO CHILENO HA NEGADO SISTEMATICAMENTE LOS DERECHOS INDIVIDUALES Y COLECTIVOS DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS.
Existe una permanente criminalización de la demanda por nuestros derechos, se nos aplican leyes de seguridad interior del Estado y antiterroristas, encarcelando a nuestros dirigentes y autoridades tradicionales que luchan por una demanda legítima de reivindicación territorial y de derechos colectivos de pueblo. La respuesta del Estado Chileno ha sido la aplicación de políticas unilaterales en todos los planos: político, económicos, ambiental, judicial, social, cultural, educacional, violentando nuestros derechos como pueblo. Estos hechos nos hacen cuestionar la democracia que ha planteado el gobierno chileno hacia los pueblos originarios.

2. LA CONSTITUCIÓN DE LA COMISIÓN MINISTERIAL PARA EL RECONOCIMIENTO DE LOS SISTEMAS DE SALUD DEBIO SER BIPARTITA DESDE SU GÉNESIS:
El decreto ministerial que crea la COMISION conformada por personalidades del ámbito ministerial, no consideró en sus definiciones y lineamientos a representantes de los pueblos originarios de este país. Como ejercicio de un país democrático, la comisión debió ser BIPARTITA desde su origen, así como toda política pública, lo cual se ampara en el artículo 34 de le ley 19.253. En consecuencia, dicha Comisión Ministerial no cumple con la normativa estipulada por las propias autoridades chilenas.

Por lo tanto, los firmantes no reconocemos a la comisión Ministerial, ya que no tiene la legitimidad ni transparencia porque ha pasado por sobre la opinión legitimas de nuestros representantes, para llevar acabo el trabajo del reconocimiento de los sistemas salud de los pueblos originarios.

3. EL ESTADO CHILENO DEBE DESPENALIZAR LA PRÁCTICA DE LA MEDICINA INDIGENA Y A SUS AGENTES.
Antes de un decreto ministerial de reconocimiento de la medicina indígena, el Estado tiene la obligación de modificar el Código Sanitario en sus artículos 112 y 113. Al respecto el RELATOR de la ONU, Sr. Rodolfo Stavenhagen en su Informe sobre la Situación de los Derechos Humanos de los Pueblos Indígenas de Chile “recomendó modificar la legislación sectorial para adecuarla a la ley 19.253”. Habida cuenta de esta ley, el Estado no ha adecuado su política sectorial, con lo cual existe argumento suficiente para modificar dicho código. Proponemos que el Ministerio de Salud asuma un trabajo en función de la modificación del Código Sanitario y la despenalización de nuestras prácticas medicinales.

4. EL GOBIERNO CHILENO TIENE UN ANTEPROYECTO DE LEY DE LIBRE ACCESO COMERCIAL DE LOS RECURSO GENÉTICOS DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS DE ESTE PAIS.
El gobierno chileno está dispuesto a vender nuestros recursos genéticos y propiedad intelectual a las transnacionales. Dicho proyecto de ley, una vez más se presentó sin la participación de los pueblos originarios. Este proyecto de ley, liderado por la ODEPA del Ministerio de Agricultura, expone nuestros conocimientos colectivos como pueblo ante la avaricia del libre mercado y de las transnacionales farmacéuticas. Proponemos que el Ministerio de Salud se incorpore al debate de ese proyecto, que lesiona a la POlitica de Salud hacia los pueblos indígenas, y que se integre a representantes de los Pueblos Originarios para frenar la promulgación de dicha ley.

5. ANTES DE UN RECONOCIMIENTO DE LA MEDICINA INDIGENA, SE DEBE PROTEGER LA PROPIEDAD INTELECTUAL DE LOS PUEBLOS: MAPUCHE, AYMARA, RAPA NUI, LIKANANTAY, QUECHUA, KOLLA, ATACAMEÑO, YAGAN, KAWASKAR.
El Plan de Acción sobre Biodiversidad diseñado y presentado por CONAMA sin la participación de los Pueblos Originarios de este país, no menciona el articulo 8J del Convenio de Biodiversidad que es Ley de la República y que permitiría la protección de nuestro patrimonio intelectual. Por lo tanto, nuestros conocimientos ancestrales y patrimonio genético quedan expuestos a la piratería comercial. Proponemos que el Ministerio de Salud y en especial la Unidad de Salud y Pueblos Indígenas presente una moción de queja ante CONAMA y que exija como estrategia aquellas acciones derivadas de la implementación del artículo 8J del Convenio de Biodiversidad. “Cúmplase”.

6. LA PREMURA DEL GOBIERNO DE LAGOS POR DECRETAR UN RECONOCIMIENTO DE LA MEDICINA INDIGENA ES UNA MEDIDA POLITICA.
Es posible y necesario tratar este tema con mayor detención y analizando objetivamente las implicancias de un reconocimiento del sistema de salud de los pueblos originarios de este país, el que debe ser analizado con el equipo del nuevo gobierno. Para el diseño y aplicación de políticas el Estado debe considerar los derechos de los Pueblos Originarios estipulados en el Convenio Interamericano de Derechos Humanos, así como en los proyectos de Declaraciones de Derechos Indígenas de la ONU y la OEA.

7. DENUNCIAMOS LA PRONTA DECLARACION DEL GILLATUN COMO PATRIMONIO HISTORICO DE LA HUMANIDAD PROMOVIDO POR CONADI ANTE UNESCO.
Dicha medida establecerá un precedente desde el Estado hacia los Pueblos Originarios, que pretende reconocer solo partes de nuestro sistema sin reconocer la integralidad de derechos que como Pueblo exigimos se nos respeten, como expresión de autonomía y libredeterminación.

8. A NIVEL DE MINISTERIO DE SALUD PROPONEMOS LA PROMULGACION DE UNA LEY DE CUOTAS DONDE EL 50% DE LOS MEDICOS EN LAS REGIONES CON PRESENCIA DE LOS PUEBLOS ORIGINARIOS PERTENEZCAN A SUS RESPECTIVOS PUEBLOS.
La política oficial de salud no puede desconocer la pronta llegada de más de 50 profesionales médicos de origen Mapuche, formados en salud comunitaria y familiar en Cuba. Así como los profesionales de los Pueblos Originarios formados en Chile tengan las mismas posibilidades. Esta dotación, si se crean los espacios, cambiaría la situación de desequilibrios de poder en el sector de salud regional, y puede constituir un enorme aporte a la autoafirmación de los pueblos originarios. Toda negativa a abordar esta realidad u obstáculo gremial es un manifiesto acto de discriminación.

Invitamos al Ministerio y a la OPS a aborda un plan sistemático de incorporación y empoderamiento de los pueblos originarios en la salud en la región en sus niveles primarios de salud municipalizada y consultorios, así como la formación de especialidades y en todos los niveles de decisión que apunten al diseño, ejecución y evaluación de la política en salud intercultural.

9. EMPLAZAMOS AL MINISTERIO DE SALUD A ASUMIR LOS PUNTOS PLANTEADOS EN ESTA DECLARACIÓN.
El Gobierno de Chile debe estar dispuesto a acoger nuestros puntos de vista y planteamientos ya que de otro modo nos veremos en la necesidad de denunciar ante la justicia (artículo 34 de la Ley 19.253) y los organismos internacionales (OPS, BID, Comité de Discriminación Racial de Naciones Unidas) la falta de participación y consideración a los pueblos indígenas en la definición de sus políticas de salud y en todos los ministerio.

Suscriben,

Samuel Melinao (Kallfulikán) – Alfonso Reiman (Asociación Ñankuchew) – Everardo Lemus (Chaura Cahuin) – Richard Fernández – Juana Huenufil (Inchiñ mapu) – Margarita Cayupil (Trawun Mapu) – Beranrdo Melipil (Mululche Kimun) – Walter Ñancucheo (Newentu) – Manuela Caniumán – Moises Vilches (Newen Pu Lafkenche) – Daniel Maribur (Comité Provincia de Arauco) – Carolina Manque (Koyawe) – Tita Espíndola (Comunidad Atacameña) – Sótero Armela (Artacameña – Quechua) – Francisco Chureo, Makewe – Luis Levipán, (comunidad Anyleffo, XI, Reg). – Ana Llaitén – Beatriz painequeo – Luis Nahuelqueo – Felix Tranamil (Alto Bio Bio) – Elisa Antileo (Traiguén) – Agustín Colipe (wetaripanto) – Mario Uribe Antiman (Kallfu Wenu) – Susana Traipe (Relmu Antu) – Xentia Alchao (k`la Lof) – José Curaqueo – Mallio Paillao (Werken Mapu) – Francisco Vera Millaquén – Rogelio Nahuel (Comunidad Pepiukelem) – Luis Levipán – Juan Painemal (Wajontu Coj Coj Mapu, Chol Chol)

foto:Mapu Express

Wide Blog Theme

 

Archivo de prensa - CEPPDI -  www.politicaspublicas.net