Wide Blog Theme

15.03.10

Sondeo a alcaldes de comunas más afectadas refleja desigualdad en la entrega de ayuda

Categories: Daños

Jefes comunales de la Región Metropolitana afirman que si bien entienden la urgencia que hay en el sur, ellos también requieren de ayuda y aún no la han recibido. Hay algunos alcaldes dispuestos a relocalizar parte de sus comunas, como en Juan Fernández y en Talcahuano. Otros, en cambio, se oponen a moverse de sus emplazamientos actuales. 



Un sondeo realizado a los alcaldes de las comunas más castigadas por el terremoto del sábado 27 de febrero devela que la ayuda oficial para los damnificados no ha llegado con la misma prontitud y eficiencia a todas las localidades.

Preguntamos, además, a los ediles su grado de satisfacción con la actuación de las autoridades regionales, las evaluaciones parciales de daños que han podido hacer, sus prioridades para la reconstrucción, y si creen que es necesario relocalizar las comunas que fueron azotadas por el maremoto.

Si bien los intendentes, gobernadores y parlamentarios quedan mejor parados que la ayuda, en muchos casos no dejaron conformes a los alcaldes. Respecto de la reubicación, hay posiciones totalmente opuestas.
Mayoría de comunas aprueban la ayuda recibida, excepto en Santiago

Entre las regiones de Valparaíso y La Araucanía los alcaldes están conformes con la asistencia que han recibido.

Leopoldo González, edil de la isla Juan Fernández, una de las localidades azotadas por el maremoto, dijo que el gobernador llegó rápidamente sólo unas horas después del tsunami, así como la Armada y varias instituciones privadas.

Más al sur, muchos alcaldes sostienen que al principio hubo demoras en la entrega de materiales básicos o bien no llegaba lo que realmente se necesitaba, pero coinciden en que a las pocas horas o días la situación fue mejorando.

"Hubiera querido una respuesta más rápida, pero el sistema no estaba en condiciones", dijo el edil de Talcahuano, Gastón Saavedra.

Un realidad opuesta viven las comunas más afectadas por el terremoto en la Región Metropolitana. Alcaldes de la zona norponiente de la capital, así como de comunas rurales, han reclamado que no han recibido casi nada, "salvo la promesa de que van a venir unos ingenieros", dijo el edil de Lo Prado, Gonzalo Navarrete, quien le puso un 2 a la ayuda.

Si bien no han tenido problemas para distribuir comida, como sí ha ocurrido en el sur, lo que más les preocupa es la falta de mediaguas y de recursos para remover los escombros.

Posturas divididas ante reubicación de poblados

El maremoto dejó en evidencia la fragilidad de muchas comunidades costeras del sur que dependen esencialmente de la pesca.

No obstante, las posturas de los alcaldes están divididas ante la posibilidad de una reubicación en sectores más alejados de la costa, pero más seguros.

El alcalde de Juan Fernández, Leopoldo Sánchez, afirmó que a raíz del maremoto "todo lo que es dormitorio lo vamos a reubicar; los boxers de los pescadores volverán a instalarse donde estaban por un tema de espacio. El colegio va a estar en un lugar más seguro, al igual que el gimnasio municipal. Los terrenos donde estaban las casas arrasadas por el tsunami quedarán para espacios públicos, como plazas y parques".

"Hay algunos propietarios de hosterías que quieren construir donde estaban antes -agregó-. El plan regulador no dice nada al respecto".

En esa misma postura se encuentran, por ejemplo, el edil de Vichuquén (VII Región), Román Pavez, y el de Talcahuano, Gastón Saavedra.

Este último dijo que "soy partidario de relocalizar los sectores bajos de la ciudad, como Las Salinas o Santa Clara, que nunca debieron haberse construido".

En la vereda opuesta están alcaldes como el de Sagrada Familia (Región del Maule), Francisco Meléndez. "Por ningún motivo vamos a reubicar. Eso sí, las nuevas casas tendrán que estar bien hechas".

El jefe comunal de San Pedro de la Paz (VIII Región), Audito Retamal, tampoco cree que sea necesario mover su ciudad. "Reubicar destruye las redes sociales y laborales de la gente", dijo.

Más al sur, Ricardo Tripainao, de Puerto Saavedra (Araucanía), consideró que "sería una aventura muy grande. Se podrían alejar un poco las nuevas construcciones de la costa, pero relocalizar por completo sería una locura mayor".
Parlamentarios y Gob. Regional, al debe en muchas comunas

Si bien la evaluación municipal de los gobiernos regionales y de los parlamentarios no tuvo diferencias tan drásticas entre la Región Metropolitana y las regiones del sur, como ocurrió con la ayuda, la mayoría de los votos de los alcaldes encuestados se concentraron en la calificación "regular" para ambos estamentos.

En varias comunas han reclamado que las autoridades regionales se demoraron en visitar algunas localidades, o bien se aparecieron sólo algunos de los parlamentarios para solidarizar con los damnificados.

El edil de Rancagua, Eduardo Soto, calificó la respuesta del gobierno regional como mala, "porque fue lenta, descoordinada y poco clara".

En la Región del Maule, el alcalde de San Javier, Pedro Fernández, dijo que es difícil evaluar porque nadie esperaba una tragedia. "De todas maneras, hubo retrasos en los primeros días".

Si bien en varias comunas han echado de menos a los parlamentarios, en la VIII Región, el edil de Chiguayante, Tomás Solís (PS), explicó que "desde el primer momento tuve comunicación con los diputados José Miguel Ortiz y Enrique van Rysselberghe, y con el senador Navarro han mostrado gran preocupación, por lo que la evaluación es buena".

El alcalde de Hualpén, Marcelo Rivera, sostuvo que "ellos no tienen las mismas herramientas que los alcaldes. Trabajaron en base a su buena voluntad".

Nuevas viviendas encabezan listado de urgencias

Las viviendas son lejos las estructuras que más les urge a los alcaldes reparar o reconstruir lo antes posible.

El terremoto fue especialmente destructivo en las comunas rurales de las regiones del Maule y Biobío debido a que casi la totalidad de las casas eran de adobe y hoy muchas están en el suelo.

Los ediles de las comunas más sureñas están preocupados por la proximidad de la temporada de lluvias y bajas temperaturas.

Si éstas llegan y sorprenden a miles de personas durmiendo en carpas o gimnasios, surgirá un problema sanitario importante, principalmente por las enfermedades respiratorias de invierno.

Es por ello que varios alcaldes urgen para que el gobierno central envíe las mediaguas suficientes para todos los damnificados.

Otros ítems que les preocupan son las reparaciones de calles, escuelas, consultorios y edificios públicos.

Un tema aparte es restablecer las actividades productivas para que las comunas más afectadas puedan volver a la normalidad.

Hay muchas localidades costeras del sur que dependían de la pesca y que lo perdieron todo. Los ediles piden la pronta ayuda del gobierno para que el índice de desempleo no se dispare.

6.000 casas con daños se han catastrado en Valparaíso.

$10.500 millones son las pérdidas en vivienda en San Antonio.

 

EQUIPOS DE CIUDAD Y REGIONES

FUENTE

http://diario.elmercurio.com/2010/03/15/nacional/nacional/noticias/02D7131D-EFE8-4CEC-B919-1F8AA7DCA135.htm?id={02D7131D-EFE8-4CEC-B919-1F8AA7DCA135}

Wide Blog Theme

 

Archivo de prensa - CEPPDI -  www.politicaspublicas.net