Wide Blog Theme

27.03.10

UDI Libertad y Desarrollo proponen venta de sanitarias estatales para la 'reconstrucción'

El economista adelanta que ya preparan dos nuevos trabajos: uno sobre la agenda legislativa del gobierno y otro sobre el financiamiento para levantar las zonas afectadas por el terremoto. Los estudios de LyD señalan que existe espacio para emitir deuda local sin presionar la tasa de interés y vender activos prescindibles del Estado como las sanitarias.

Luis Larraín, director ejecutivo de Libertad y Desarrollo: "Subir impuestos pondrá un freno a la propia etapa de reconstrucción"


Pese a que están reorganizando su staff, Libertad y Desarrollo (LyD) ya publicó un artículo que estimó que los costos del terremoto restarán este año un punto a la expansión del PIB local, con lo que crecería en torno a 4%. El director ejecutivo de la entidad, Luis Larraín, adelanta que ya afinan dos nuevos trabajos para publicar en estos días: uno sobre la agenda legislativa del gobierno y otro sobre el financiamiento de la etapa de reconstrucción, donde rechazan una de las ideas que evalúa el gobierno para ese fin, como es un eventual aumento de impuestos.


"Si el gobierno decide subir impuestos, cualquiera sea, se pondrá un freno innecesario y muy difícil de destrabar para el conjunto de la actividad económica, pero especialmente a la etapa de reconstrucción", dice.


¿Cuánto puede afectar al mundo productivo un alza de tributos?


Aquí hay que recuperar la infraestructura que se perdió, porque desde ahí parte la etapa de recuperación de ciudades, su capacidad productiva, y de empleos. Subir los impuestos puede significar un verdadero disparo en el pie de la recuperación económica, más aún después de una crisis y una recesión. Si sube la carga tributaria, las empresas, a la larga, van a retrasar aún más la reinversión en las zonas afectadas que a largo plazo debieran reactivarse. Pero, además, por esa misma carga adicional al resto de la economía, a los proyectos en carpeta en las regiones no afectadas, se arriesga la reactivación global de la economía y eso afectaría especialmente el empleo que se perdió con la crisis y la posibilidad de absorber parte de la mano de obra que quedó desocupada en las zonas de catástrofe. Un alza de impuestos lesionaría aún más la capacidad productiva del país.


¿Es un error de Hacienda y del Presidente abrir el tema tributario?


No lo calificaría de error. Diría que cuando uno se ve enfrentado a una catástrofe de esta magnitud y a la interrogante de cómo recuperar lo que se perdió, se abre a diversas discusiones y opciones. Pero también creo que el planteamiento sobre los impuestos y otras vías de financiamiento en una primera etapa ocurre con menos información de la que hoy tenemos y eso lleva a plantear esos temas. Hoy, sin embargo, el ministro ha aclarado los daños y eso da otra perspectiva.


¿Coincide con el costo de los daños entregado por el gobierno?


En términos gruesos sí. Se ha hablado de US$ 7.600 millones de menor producción y otros US$ 20.000 millones de pérdida de infraestructura. Si hacemos un análisis de consistencia de esas cifras son de un orden mayoritariamente razonable.


¿Cuál es la propuesta de LyD para financiar la reconstrucción?


Aquí hay un daño de infraestructura y otro que llamamos lucro cesante, es decir, la actividad económica que se paraliza. Para recuperar esa infraestructura una primera opción es el endeudamiento interno. La duda para usar esa vía es que no se presione al alza la tasa de interés. Nuestro cálculo es que este año las emisiones de deuda corporativa serán unos US$ 2.000 millones menos que en 2009 y eso abre espacio para que el Fisco acuda al mercado de capitales local sin presionar la tasa.


¿Y su efecto en tipo de cambio?


También se argumenta que si se traen dólares del Fees (Fondo de Estabilización Económica y Social) eso afectaría el tipo de cambio. Pero, además, hay quienes dicen que se afectará indirectamente el tipo de cambio por el mayor gasto que hará el Fisco. Bueno, obviamente que la recuperación tendrá que ser con mayor gasto, pero también hay que pensar que ese mayor gasto reemplazará gasto que dejó de hacerse y, por tanto, hay que ver el efecto neto. No es tan claro que ocurra una presión de gasto que eleve la tasa y deprima el tipo de cambio cuando ese mayor gasto reemplace gasto que no se hará. Creemos que en el neto el impacto será muy marginal.


¿Y el endeudamiento externo?


No lo descarto, habría que ver en qué condiciones se podría lograr y por las buenas cifras de Chile podría ser una fuente barata de financiamiento. Lo que sí es que en LyD hemos estudiado que las fuentes internas claramente están y van a ser muy baratas.


¿La venta de activos es viable?


La venta de activos es otra alternativa, pero dos puntos. Primero, no entrar al tema de Codelco, porque aunque muchos creemos que sería bueno que una parte estuviera en manos privadas, por sus connotaciones ideológicas no es recomendable que el gobierno desgaste capital político en una pelea que no llegaría a nada. Segundo, hay activos del Estado en que tiene participación minoritaria como las sanitarias, que no son estratégicas y son una herramienta válida para el Fisco. Su venta hay que usarla y decidirla pragmáticamente.


La reestructuración de LyD

El director ejecutivo de LyD lleva 10 días de conversaciones con profesionales interesados en ingresar al staff de la entidad y adelanta que se trata de ingenieros comerciales, civiles y un grupo importante de abogados. La mayoría son de la UC y de la Chile, pero también hay gente de universidades como la Adolfo Ibáñez, Del Desarrollo y Los Andes. LyD vio partir a más de 20 de sus expertos al Estado, lo que "nos dejó menoscabados, pero también muy orgullosos", afirma Luis Larraín.

Las tratativas son para encontrar a los directores de los programas Legislativo y Social. Junto con esos cargos, al primero ingresarían tres expertos, mientras que al se-gundo dos. En el Programa Econó-mico, además del director, Ricardo Matte, se sumarán un economista senior y dos recién egresados.

Su meta es tener resuelto el staff antes de un mes y para eso evalúan dos ideas: que quien ocupe la Dirección de Estudios Jurídicos asuma el Programa Legislativo y que el Programa de Medio Ambiente se inserte en el Económico. "Buscamos armar un equipo de unas seis a ocho personas más senior", dice Larraín.

 

FUENTE

http://diario.latercera.com/2010/03/27/01/contenido/10_27617_9.shtml

Wide Blog Theme

 

Archivo de prensa - CEPPDI -  www.politicaspublicas.net